viernes, 18 de febrero de 2011

Turma virtual

Después de una semana de puro paro camionero, de ver a William Vinasco dando una razón para que nunca más lo esperen en la casa y de la creciente expectativa por la presentación de la Tigresa del Oriente en la kermesse más grande de Barranquilla, tuvimos la oportunidad de olvidar las demás cosas malas que pasan en el país –como que WendySulca sea de lo más cool– para concentrarnos en la peor de todas: un posible aunque improbable desnudo del Ramoncito del periodismo, el director de la revista a la que, según nuestra trascendental encuesta de la semana que se acaba, el 50% de los colombianos acude para leer las tetas de las modelos. Teniendo en cuenta que en Colombia sólo se lee cuando se va a la peluquería, otro 20% de nuestros visitantes asegura que su lectura preferida es la etiqueta del champú; a ellos les recomendamos que mejor lean las etiquetas de cerveza. Por otro lado, pusimos a prueba la credibilidad de nuestros medios y comprobamos por qué el país está condenado a la desgracia: en nuestra pregunta más reñida sobresalió por una nariz (guiño, guiño) Francisco Santos, quien demostró ya todo lo que sabe –es decir, nada–, mientras que Julito y su convicción de que el jazz lo inventó Frank Sinatra y los 843 columnistas de El Espectador lo siguieron de cerca como los faros de la verdad en Colombia. En una sorprendente coincidencia con los resultados de nuestra primera pregunta, el 50% de los votantes optó por decir que los comerciales son su sección preferida de los noticieros, mientras un 20% eligió decir que es la cosa política cuando se pone peluda, lo que pasa cada vez que aparece Horacio Serpa o cuando Mockus pela las nalgas o la cara. Por último, como la semana pasada estuvimos tan patrióticas, preguntamos por ese sentimiento que invade a los colombianos cada vez que suena el himeneo nacional, a lo que el 37% de nuestros votantes respondió que siente que hay que pedir otra petaca porque eso indica que son las seis de la mañana, mientras la segunda mayoría del 26% siente la necesidad de cambiar de emisora.

Como quedó claro esta semana, en Colombia no nos importa nada. Salvo la nueva relación de Shakira, no existe otro tema que conozcan todos los colombianos a menos que tenga que ver con desnudismo –la religión que queremos apoyar desde este ridículo blog– y con el exceso de bebida irresponsable, principal razón de esta publicación tardía. Por eso, les presentamos esta semana un popurrí de preguntas sobre un acontecer que a nadie importa:

¿Cuál va a ser el próximo pueblo en sublevarse?
Túnez, que se convertirá en el país virtual de iTúnez.
Sudán, con antitranspirante.
Sutamarchán, que se proclamará República Independiente y nación de la longaniza.
Tangamandapio, un pueblito de crepúsculos arrebolados.

¿Quiénes harán el próximo paro?
Los policías, porque la inseguridad del país los hace quedar en ridículo.
Los de la Casa Editorial El Tiempo, para exigir volver al diseño original.
Los futbolistas colombianos, para que los equipos extranjeros se dejen ganar de vez en cuando.
Los tuiteros, para que su ocio sea reconocido como una profesión.

¿Qué nos revelarán las tetas de Ramoncito?
Que son menos naturales que las de Laisa.
Que los lagartos también son sensuales.
Que es un descubrimiento aunque primero se haya desnudado en DonNadie.
Que es más sexy que Wendy Sulca.

4 comentarios:

  1. bobas desgraciadas me tienen tirando demasiada risa. muchas gracias de verdad! son geniales

    ResponderEliminar
  2. Son unos desocupados pero me divierten cada semana!!! jajajajajaja... es de las mejores paginas que tengo para consultar

    ResponderEliminar
  3. Ahí está pintado William Vinasco. Sus pobres empleados salieron del anonimato y pasaron al desprestigio... no llegaron al estrellato.

    ResponderEliminar